El Conductivismo, de J. B. Watson - ALIPSO.COM: Monografías, resúmenes, biografias y tesis gratis.
Viernes 18 de Enero de 2019 | Hay 1 usuario online en este momento!
 

El Conductivismo, de J. B. Watson

Imprimir Recomendar a un amigo Recordarme el recurso Descargar como pdf
Seguinos en en Facebook



Agregado: 10 de OCTUBRE de 2002 (Por ) | Palabras: 1522 | Votar! | Sin Votos | Sin comentarios | Agregar Comentario
Categoría: Apuntes y Monografías > Psicología >
Material educativo de Alipso relacionado con Conductivismo Watson
  • El Conductivismo, de J. B. Watson:
  • Biografia y vida de segundo marqués de Charles Watson Wentworth Rockingham: Breve Biografia de segundo marqués de Charles Watson Wentworth Rockingham
  • Biografia y vida de Thomas John Watson: Breve Biografia de Thomas John Watson

  • Enlaces externos relacionados con Conductivismo Watson

    Trabajo Práctico de Psicología.

    Cuestionario sobre la Guía de El Conductivismo, de J. B. Watson

    Responder las siguientes preguntas:

    1.      ¿Cuáles son los estímulos que dan miedo a un niño?

    2.      ¿Cómo se generan otros miedos?

    3.      ¿Qué sería un hábito y que importancia tendrá?

    4.      ¿Qué valor tiene la observación y la autoobservación?

    5.      ¿En qué grupos de ciencias influye el conductivismo?

    6.      Definir estímulo y estímulo efectivo.

    7.      Definir respuesta y dar los tipos de respuesta que hay.

    8.      ¿Qué es la adaptación?

    9.      Relación estímulo-respuesta y objeciones al Psicoanálisis.

    10.  Mecanismo de Respuesta Condicionada.

    11.  Sintetizar la experiencia de Alberto.

    12.  ¿Qué es el fenómeno de propagación?

    13.  ¿En qué consiste el reacondicionamiento?

    Resolución.

    1.      Hay dos estímulos que dan miedo a un niño. Éstos son un sonido fuerte y la pérdida de base de sustentación.

    2.      Si se generan otros medios, sucede porque son provocados por sus padres o el mundo exterior. Si hay una persona o un hecho que provoca temor a un niño la primera vez que éste lo percibe, entonces ya se produce una respuesta emocional condicionada. Por ejemplo, si un niño nunca ha visto un perro, y la primera vez que ve a uno, éste se aproxima a él, le salta encima, lo derriba y le ladra fuertemente, ésto causará que el niño se asuste de él o de todos los perros desde ese momento.

    3.      Un hábito es aquello que se hace sin deliberaciones por haberse hecho antes; es una costumbre. Es un hecho o acto condicionado, como una técnica, una habilidad, hablar, pensar. Tiene mucha importancia ya que así se forma el estilo de vida de una persona: sus técnicas y habilidades manuales, su forma de hablar y pensar, y su vida emocional.

    4.      La observación se utiliza para advertir la conducta, hábitos y crear situaciones que hacen comportarse de una manera al individuo observado. La autoobservación en realidad es algo imposible. Dentro de cada uno solo se puede comprobar las formas más elementales de respuesta.

    5.      El conductivismo es una ciencia natural que se arroga todo el campo de adaptaciones humanas. Trabaja junto a la fisiología. Difiere de ésta en el ordenamiento de sus problemas, no en sus principios fundamentales ni en su punto de vista central. La fisiología se interesa en el funcionamiento de las partes del animal.

    6.      Cuando hay una causa que actúa sobre el organismo, provoca una respuesta o reacción que es reflejada al exterior por el ser. Éste es el llamado estímulo. El estímulo efectivo es el estímulo suficientemente fuerte para vencer la normal resistencia al pase del impulso sensorial desde los órganos de los sentidos a los músculos.

    7.      La respuesta es el resultado específico y, por lo general repetible de un estímulo externo o interno sobre una parte o la totalidad del organismo, que puede interpretarse como adaptación que mejora la supervivencia. Hay dos tipos de respuesta: la externa o explícita, y la interna o implícita. Las respuestas externas son los actos ordinarios del ser humano, como por ejemplo inclinarse para alzar una pelota de tenis, bailar, escribir una carta, etc. Las respuestas internas están ocultas a la mirada, y son más difícil de observar.

    También están las respuestas aprendidas y no aprendidas. Las aprendidas incluyen todos los hábitos complicados y respuestas condicionadas. Las respuestas no aprendidas son aquellas que se hacen desde la primera infancia antes que el proceso de condicionamiento y la formación de hábitos predominen.

    Si, en cambio, se clasifican las respuestas por el órgano sensorial que las origina, encontramos la respuesta visual no aprendida (como por ejemplo el recién nacido, que en su nacimiento dirige la vista hacia una fuente luminosa), y la respuesta visual no aprendida (la respuesta a una pieza musical impresa o a una palabra.) Además, está la respuesta kinestésica no aprendida (por ejemplo, el infante que reacciona llorando por haber tenido el brazo torcido por largo tiempo), y respuesta kinestética aprendida (por ejemplo, cuando se manipula un objeto delicado en la oscuridad o se camina por un laberinto).

    Está también la respuesta visceral no aprendida (como el llanto producido por una criatura de tres días por las contracciones del estómago debidas a falta de alimento), y la respuesta visceral aprendida o condicionada (la visión de pasteles en la vidriera de una confitería le "hace agua la boca" a una persona hambrienta)

    8.      Por adaptación se entiende que el organismo, al moverse, altera su estado fisiológico de

    tal manera que el estímulo no provoca ya reacciones. Las adaptaciones son en general

    provocadas por una respuesta del organismo al estímulo.

    9.      Cuando el organismo recibe un estímulo, se produce una respuesta, que en general, trae aparejada una adaptación. Según el Psicoanálisis, el estímulo puede aplicarse hoy, y provocar su efecto mañana, o en los próximos meses o años. En cambio, el conductivista no cree en estas concepciones mitológicas. En nuestros hábitos verbales existe un mecanismo en virtud del cual el estímulo se renueva de momento en momento hasta tanto ocurra la reacción final.

    10.  Las respuestas pueden ser condicionadas. Ésto es algo que se puede ver en los animales domésticos por ejemplo. Si un hecho se produce y provoca una respuesta por parte de un individuo, y de pronto, el hecho cambia y produce otro tipo de respuesta, entonces si el estimulo continúa luego siendo igual que antes, se va a presentar la reacción dada cuando el estímulo cambió. El condicionamiento de las respuestas es tan importante como el de los estímulos. Inclusive, tiene mayor alcance social. Muchas personas viven rodeadas de situaciones fijas e inalterables. Las reacciones a los estímulos permanentes a menudo son abortivas, inadecuadas para la adaptación, arruinan la constitución del individuo, y hasta pueden convertirlo en psicópata. El hecho de que muchas reacciones pueden condicionarse (reacciones sustitutas) constituye una verdadera esperanza, para los hombres y para las generaciones futuras, proceso llamado sublimación. Hasta hoy no se ha precisado sobre bases fisiológicas si la actividad condicionada es tan adecuada para la adaptación permanente como la incondicionada.

    11.  El experimento con Alberto se realizó por la necesidad de intentar resolver establecer los miedos de un niño y estudiar luego los métodos prácticos para resolverlos. Primero se le hicieron pruebas para establecer una respuesta emocional condicionada. El primer experimento tenía por objeto condicionar la respuesta de miedo a una rata blanca. Se comprobó que sólo os ruidos fuertes y la remoción de la base de apoyo provocan esa respuesta en el niño. Cuando se golpeó una barra metálica al mismo tiempo que se le mostraba una rata, a la segunda vez comenzó a llorar. Cuando una semana más tarde se le mostró la rata, mostraba temor para tocarla. Cuando se le mostraron cubos, que no fueron usados por él cuando se golpeó la barra metálica en la experiencia anterior, se calmó. Cuando se le mostró la rata sola, lloró, y cuando se la mostraba con sonido no lloró. Luego de seis días se volvió a hacerle pruebas, dándole o no cubos, y se verificó que la respuesta condicionada se había conservado más allá del período de cinco días. Cuando se realizó una experiencia junto con más animales, y materiales como algodón, piel de foca y cabello, se confirmó que las respuestas emocionales condicionadas son similares a las otras respuestas condicionadas.

    12.  La propagación se produce cuando las respuestas emocionales o condicionadas se conservan. En la transferencia o propagación las respuestas emocionales condicionadas son similares a las otras respuestas condicionadas. (Por ejemplo, si se condiciona a un animal a una nota A de cierto tono, casi todas las notas producirán, en un principio la respuesta. Y si se continúa el experimento dando el alimento sólo al sonido A, y nunca cuando se toca otra nota, pronto se logrará que animal responda únicamente a A.) Si el experimento de Alberto hubiera continuado, los experimentadores hubieran podido provocarle miedo cuando se le enseñara la rata u otro objeto elegido, así se provocaría una respuesta emocional condicionada diferencial. Al principio, cuando recién se establece una respuesta emocional condicionada, ésta será provocada por una amplia serie de estímulos físicamente similares, y, por lo que sabemos, continuarán haciéndolo a menos que se adopten medidas experimentales para llevar la respuesta condicionada no diferenciada al estado diferencial. En éste último sólo provocarán la respuesta el objeto o la situación a la cual se condicionó originariamente.

    13.  El reacondicionamiento consiste en cambiar las respuestas que tiene un individuo hacia una reacción poco a poco. Por ejemplo, ir acercando un objeto que le causa temor a un niño lentamente día a día, hasta que no tenga más miedo. Según experimentadores, si se conoce la situación primaria en la cual un niño se ha condicionado (reflejo condicionado de primer orden) y se incondiciona su miedo primario, se puede hacer desaparecer todas las respuestas transferidas.


     
    Sobre ALIPSO.COM

    Monografias, Exámenes, Universidades, Terciarios, Carreras, Cursos, Donde Estudiar, Que Estudiar y más: Desde 1999 brindamos a los estudiantes y docentes un lugar para publicar contenido educativo y nutrirse del conocimiento.

    Contacto »
    Contacto

    Teléfono: +54 (011) 3535-7242
    Email:

    Formulario de Contacto Online »